Las personas con tatuajes ligan más

ligar con tatuaje

En la actualidad los tatuajes están más de moda que nunca y eso indirectamente está afectando a nuestra forma de ligar y relacionarnos. Los parámetros estéticos se están viendo modificados y es por eso por lo que incluso existen estudios que justifican está modificaron corporal, hablamos sin duda de los tatuajes.

Y es que un estudio de la Université de Bretagne-Sud en Francia, reveló respecto al comportamiento sexual que los hombres son más propensos a acercarse a mujeres que tienen tatuajes que aquellas que no; además indica que al hombre le lleva un promedio de 11 minutos menos acercarse a una mujer que tiene su piel grabada.

¿Por que ocurre esto?

Dicen de quienes se tatúan que demuestran que tienen mayor autoestima y seguridad en su toma de decisiones, lo que en pareja se traduce a mayor confianza y estabilidad. Además también podemos pensar que es por el simple hecho de sobresalir de las masas.

Una persona que esta tatuada automáticamente llamará tu atención antes que una que no lo está porque la verás diferente.

Este mismo estudio va incluso más allá y habla de la ley de supervivencia del más fuerte. Según ellos un tatuaje es una modificación permanente, que también se ha asociado a riesgos de salud si no tienes los cuidados necesarios o si tienes alguna inmunodeficiencia.

Si has conseguido “sobrevivir” a estos tatuajes automáticamente pasas a ser el miembro más fuerte de tu entorno y por tanto desprendes esa sensación de superioridad genética. La pareja deduce que existe inmunocompetencia, lo que a largo plazo beneficia una relación de pareja, habla de una buena higiene, buena toma de decisiones, seguridad y permanencia.

Lo que debes saber si llevas tatuajes

Hay mil y un rumores acerca de los tatuajes, pero tenemos que aclarar que muchos de ellos son rumores infundados y otros que con el tiempo se han disipado por el avance de las técnicas y la higiene en los estudios.

  • Las personas tatuadas sí que pueden donar sangre, lo único es que debes de esperar hasta 12 meses para descartar la posibilidad de haber contraído alguna enfermedad como la Hepatitis.
  • La tinta de color claro no duele más que la normal, ya que el dolor solo depende de la propia persona.
  • Los tatuajes no se vuelven azulados con el paso del tiempo ya que no estamos en la época de los tatuajes talegueros, hoy en día este efecto es inexistente gracias a la mejor calidad de las tintas empleadas y a máquinas de tatuar mucho más avanzadas y precisas.
  • La aguja de tatuar no es una única aguja. Lógicamente se utiliza una aguja nueva con cada persona que va a tatuarse.

Encuentros adultos infieles en otro país

¿No sabes si tus encuentros son infieles?

encuentros adultos infielesUn viaje entre amigos, o entre amigas puede ser una fuente de encuentros aunque la idea no es esa.  Se ha planteado a sus parejas como un viaje de amigas. Tres días solo.  La idea  es ir de compras, dar paseos, estar solas, pasarlo bien. Ya son grandes. Comparten piso las tres. Dos estudian. Una trabaja.  Han pillado una oferta.

Cuando viajan tres chicas que tienen novio,  ellos nunca sabrán detalles concretos. A ellos se les contará generalidades. No tienen por qué saberlo todo.

En el caso de los chicos también pasa. Y más tratándose de un viaje de hombres. No se comentará la finalidad porque no hay finalidad. Disfrutar puede que sea. En el caso de ellos viajar será una ventana abierta. Una ventaja. Las novias no los verán. Tendrán por tanto la oportunidad de pasar el límite. Ver otras chicas en otro país,  una tentación sin igual.

El deseo se despertará con fuerza. Latirá. Se exhibirá en todas partes. Chicos,  podrá ver a través de vuestros ojos. Y vuestras pupilas serán de metal.

Ocurra lo que tenga que ocurrir, debéis  estar preparados.

Tener en cuenta que no os será  fácil justificar si estando con aquella otra persona de la que poco conocéis, os ocurre algo. Así que si vais  a mover  ficha  moverla bien. No vaya a ser que por una torpeza terminéis pagando más de lo debido por un encuentro adulto.

Si sois chicas y una se va con aquel otro desconocido que la ha seducido hasta besarla, las demás debéis saber a dónde fue la amiga con el amante. Así todas  quedareis más tranquilas.

Tal vez lo toméis todo como una aventura, como un sueño, como algo pasajero propio de la edad o de ese deseo de querer estar en todas partes.  Cierto pero en Barcelona quizá la situación no habría sido propicia. En Barcelona habéis salido en parejas, y aunque quizá lo hayáis pasado bien no sería lo mismo. La aventura habría tenido límites. Los tiros habrían salido por otro lado. Ligar no habría sido posible. Ligar, ligar, que era en realidad para lo que os habéis ido de viaje.

Los chicos bebieron más de la cuenta, pero ligaron todos. Se acostaron con tres chicas bielorrusas  que estaban bien en un albergue de mala muerte.  Traen recuerdos bellos de lugares visitados y un recuerdo para la novia que los echó de menos.

Las chicas vuelven agotadas. Encantadas con todo lo vivido. Con todo lo visto.  De las tres solo una ligó en plan bien. Las otras ligotearon pero no pasó de un morreo. La que ligó bien tiene un novio en Barcelona,  pero se ha quedado algo  enrollada con un chaval irlandés que hablaba bien español.  Lo tiene agregado al Whatsapp pero no quiere enrollarse. Guardará aquella experiencia de viaje como un recuerdo de juventud, un recuerdo inolvidable de sus primeros encuentros infieles. No trae regalos pero le manda emoticonos a su novio. Él no deja de escribirle. Dice  que la quiere. Ella también dice que lo quiere. Una vez en el aeropuerto, con la mochila rota a la espalda y  buscando entre la gente.

Cómo ir vestido a una boda en la playa

como vestirse para una boda en la playa

Lo mejor de una boda en la playa es que puedes arriesgar en todo un poco más, como por ejemplo en el estilismo, ya que es todo más desenfadado que una boda convencional y en el que además podemos ir cómodos realmente.

Empezamos por abajo, nos referimos por supuesto al calzado. Lo bueno de ser en la playa es que hay arena, por lo que no usar tacones incómodos o zapatos será una obligación. Elige sandalias de tiras que sea consonante con los tonos del vestido o del traje, pero aporta algún distintivo eligiendo un color dorado o plateado, también tonos pasteles. Si es más informal todavía, entonces los invitados pueden ir descalzos con algún accesorio en los tobillos o los pies.

En los accesorios es donde podemos divertirnos más, y es que la playa nos permite que al ir descalzos o remangados podamos llevar puestos accesorios con estilo desenfadado y a la vez aportar algo de glamour. No hace falta recalcarlo con joyas ni diamantes, con usar brazaletes dorados o plateados o incluso color bronce podemos complementarnos de forma natural con el entorno. A su vez debemos buscar en lo minimalista un golpe de efecto en nuestro vestuario.

Debe ser ligero y elegante

El traje o vestido en las bodas de playa no debe ser pesado, cuenta con que va a ser verano seguramente o en alguna época en la que va a hacer mucho calor y más si es al aire libre, por lo que el tejido debe ser muy suave y a la vez ligero. En el caso de las chicas el largo del vestido puede ser como una desee, aunque eso depende más de sí es de noche o de día, si es una playa con mucho o menos viento, si es arena blanca o arena negra, etc. En el caso de los chicos, las americanas van a sobrar, así que lo que puedes hacer es ir vestido con una camisa de lino, que es más fresca e incluso con cuello indio para que sea más desenfadado tu look.

Los colores en la boda van a ser cálidos o fríos, buscando lo más parecido al entorno, es decir, colores pasteles como el amarillo o color carne incluso. El dorado para las chicas puede quedar muy bien o incluso azul pastel o aguamarina, pero siempre buscando que no haya un color fuerte que desentone como por ejemplo un verde jade o esmeralda. Olvídate del azul cobalto o eléctrico, no pintan nada ahí.

Juega con los complementos desenfadados

Para el peinado o los complementos en la cabeza, como sombreros y pamelas:  lo mejor es elegir algo desenfadado. Un semirrecogido con ondas y algún ornamento o joya en el pelo añadirá ese toque glamuroso a la vez que sencillo.

Y nada más, recuerda que en la boda en una playa que por la noche suele refrescar, así que llévate algo para taparte, pero que no rompa con todo el estilismo anterior. En el caso de ellos pueden llevar una americana, aunque en la celebración de día no se la vayan a poner por el calor y porque desentonan con el ambiente cálido, pero pueden quedar muy bien tapando a las mujeres, destila caballerosidad.

Organizar una boda en la playa

organizar una boda en la playa

Organizar una boda en la playa en nuestro país no es tan sencillo como parece y es que, con casi 8.000 km de costa, organizar una boda en la playa puede rondar los pensamientos de cualquier pareja. Además de ser un lugar de ensueño por su propuesta romántica y a la vez sencilla, a la vez que, al ser un sitio de la naturaleza, la gente tiene que ir de forma más natural, descalzos incluso, para poder acudir.

Las playas están abarrotadas

Pues bien, esa boda placentera que despierta tu interés en casarte, choca con lo que es la realidad, ya que aparte de ser más compleja de organizar pueden llegar a ser incluso más costosas.

Lo primero que debes plantearte en tu boda en esa playa tan bonita en la que habéis pasado tantos veranos pertenece al ayuntamiento de la localidad. Así como comprobar todos los permisos y normativas de la jurisdicción costera, dependiente del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, aunque a veces estos trámites deben de firmarse desde otros departamentos como la Delegación o Subdelegación del Gobierno.

En el municipio de esa playa te informarán, aunque no existe un plazo ordinario para adquirir esos permisos. En el caso de que la playa que has escogido sea de pública, puede llegar a acotarse para un evento privado. A veces el trámite puede tardar días, semanas e incluso meses.

También lo que es muy común que te ocurra es que haya mirones, eso no lo vas a poder evitar, por más que cierren una playa para tu boda, sigue siendo un lugar público.

Asimismo, debes saber que en la citación para la solicitud deberás comunicar sobre datos tales como la lista y detalles sobre el procedimiento de montaje de elementos a colocar como generadores, cuartos de baño, catering o cocina, medidas de seguridad, aparcamiento, aplazamientos y niveles de decibelios de la música y el griterío de la gente.

La normativa se añadirá además una tasa que varía según el espacio porque la Ley ni impide los acontecimientos privados en las costas ni los consiente, de modo que en cada distrito puede aplicar un criterio y un precio distinto.

Así que las competencias de funcionarios sumados a la poca facilidad de cesión de espacios públicos hacen que eventos privados como las bodas en España sean de mucha cantidad, pero menos de las que podrían haberse celebrado. Y es que nuestro país podría ser líder mundial de celebraciones en playas, ya que es el único país del mundo que ha sido otorgado en 2016 con la que más banderas azules cuenta en sus costas.

Una vez sepamos todo el tema de la burocracia y no nos importa meternos en esos fregados, vamos a ver cómo deberían ir nuestros invitados a nuestra boda por si nos lo preguntan cuándo les lleguen las invitaciones.